Buscar: Regístrese gratis
Ingresa a tu cuenta
  Email  
  Contraseña  
 
¿Olvidaste tu contraseña?
 
Lunes, 28 de Julio del 2014
ENCUENTRANOS EN arrow
Equipo Periodístico Actualidad Porcina -
Lima-Perú 11/02/2014 | Comentarios(0).




Instalaciones porcinas y su influencia en el éxito de la producción



FEBRERO 11/2014 | Comentarios(0).

Independientemente del tipo de sistema que se utilice en una granja porcina, las instalaciones son un elemento fundamental; tal como los animales (características y prestaciones de la línea genética utilizada) y el manejo que emplee el personal a cargo de la producción, constituyen los tres pilares básicos sobre los que descansa el sistema de producción y, por ende, de ello también dependerá el éxito de la campaña y rentabilidad del negocio.

En todos los países en donde se registra producción pecuaria, y el Perú no es una excepción a ello, las instalaciones tienen como objetivo proporcionar a los animales y al productor el máximo confort físico, social y climático que permita a los animales alcanzar el nivel de producción deseado y a los cuidadores desarrollar su trabajo asumiendo el mínimo riesgo.

Para el empresario porcicultor las instalaciones representan una inversión económica inicial muy importante, que ha de ser amortizada convenientemente y que, además, requieren un gasto constante de mantenimiento (consumo de energía, reparaciones, etc.); por otra parte, la construcción, reforma o ampliación de una granja está sujeta a un conjunto de normas legales de obligado cumplimiento que en el caso de nuestro país están debidamente establecidas por el SENASA y que serán un manual que debemos tomar en cuenta no solo para no infringir normas sanitarias, sino para lograr una producción inocua, saludable y, con ello, la tan ansiada rentabilidad.

Dentro del término “instalaciones”, no sólo se incluyen las edificaciones, sino también todos los equipos y aparatos integrados en las instalaciones, destinados a facilitar el correcto manejo de los animales (silos de pienso, comederos, bebederos, mangas de manejo, sistemas auxiliares de refrigeración y/o calefacción.).

 

Organización de los sistemas e infraestructura en nuestro país

Al ser consultado por Actualidad Porcina, el profesional del SENASA, Dr. Rubén Mallaopoma, expresó que con el fin de organizar los establecimientos porcinos según condiciones de infraestructura y sanitarias las futuras granjas porcinas, los productores se deben basar en el Procedimiento de Autorizaciones y Registros del Sistema Sanitario Porcino, documento que se encuentra al alcance de cualquier usuario vía virtual desde la página web del SENASA y que garantizará un adecuado estatus sanitario y así elevar el nivel de competitividad dentro del sector porcino comercial del país. En este campo se debe considerar lo siguiente:

Requisitos para la autorización de proyecto de construcción de granja porcina

a. Solicitud en formato único.

b. Plano de ubicación de la granja e instalaciones, a escala mínima de 1: 1500, señalando las vías de acceso, fuentes de agua próximas y edificaciones vecinas; firmado por un profesional competente.

c. Plano de distribución de áreas a escala mínima de 1:100; firmado por un profesional competente.

d. Plano de instalación de agua a escala mínima de 1: 100; firmado por un profesional competente.

e. Copia del certificado zonificación o compatibilidad de uso expedido por la Municipalidad de la jurisdicción en el que se indique que el terreno donde se construirá la granja esté ubicado en área apta para este tipo de explotación y alejada de rellenos sanitarios, botaderos o basurales.

f. Descripción general del proyecto de construcción.

g. Realizar el pago correspondiente por derecho de inspección para Autorización Sanitaria de Construcción (4.00% de una UIT).

Para la revisión de la documentación presentada se verificará en los planos las siguientes condiciones, y serán constatados al momento de la inspección ocular:

a) Ubicación del predio

- Aislamiento de la zona de construcción de la granja respecto a otra explotación porcina no menor a 03 Km.

- Aislamiento de la zona de construcción de la granja respecto a otra explotación pecuaria no menor a 05 Km.

- Aislamiento de la zona de construcción de la granja, respecto de centros poblados no menor de 05 Km.

- Aislamiento de la zona de construcción de la granja respecto carreteras de elevado tráfico no menor de 05 Km.

- Aislamiento de de la zona de construcción de la granja, respecto a un relleno sanitario o botadero de basura no menor de 05 Km.

- Aislamiento de la zona de construcción de la granja respecto a áreas con desmonte u otras fuentes potenciales de infección no menor de 3 Km.

Si el área donde se proyecta construir la granja está a menor distancia de la permitida por el Artículo N° 46 del Reglamento del Sistema Sanitario Porcino (RSSP); el SENASA verifica los factores que reducen el riesgo como la presencia de accidentes geográficos o barreras físicas (bosques, quebradas, desiertos, etc.) que eviten la diseminación de enfermedades que afecten el sistema sanitario porcino (PPC, EA PRRS y Brucelosis Porcina). Además, SENASA establecerá las medidas de bioseguridad complementarias que la granja deberá reforzar cuando tramite su autorización de funcionamiento a fin de minimizar estos factores de riesgo. Este reforzamiento de bioseguridad es establecido a criterio profesional, por lo que se debe determinar un valor mínimo que la granja debe alcanzar, al momento de la inspección de requisitos técnico-sanitarios, para la Autorización de Funcionamiento: Valor mayor o igual a: 50% para granja semi tecnificada o de 70% para tecnificada, a la aplicación del formato REG-SCEE/ POR-10.

b) Instalaciones e Infraestructura

- Cerco perimetral que impida la salida o ingreso de animales, personas y vehículos. - Área para descarga de animales en una zona de seguridad intermedia del establecimiento.

- Área de cuarentena para alojamiento de animales para observación control y adaptación - Garita de control, como único punto de ingreso al establecimiento.

- Cuenta con SSHH para el personal fuera del área limpia (inodoro y lavamanos): al menos 1 por cada 5 empleados que se estime que laboren dentro de la granja.

- Zona contigua a las duchas para cambio de ropa y calzados para ingreso a granja.

- Pediluvio en cada área de producción

- Instalación adecuada para necropsia, alejada del área de crianza.

- Almacenes de alimento

c) Abastecimiento de Agua:

- Reservorios de agua y su distribución.

Asimismo, asevera el Dr. Mallaopoma, las instalaciones deben facilitar el manejo de residuos líquidos y desechos sólidos, con área de tratamiento de efluentes producto de la crianza (excretas); ambiente sanitario destinado a la disposición de animales muertos (pozas sépticas).

Características de las edificaciones

Aunque las edificaciones dependen del número y tipo de animales que alojen, en su construcción siempre se tendrá en cuenta, como mínimo, los siguientes aspectos:

a) La localización de cada galpón en el contexto global de las edificaciones de la granja con objeto de minimizar y facilitar el trasiego de animales dentro y entre los galpones.

b) El volumen y, especialmente, la superficie construida total y útil para los animales, que junto al tipo de suelo, el tamaño de los grupos y la distribución del utillaje, constituye la base para el control físico y social de los animales.

c) Las características propias de la granja constituida, ha de permitir el control climático del espacio interior. Entre estas características son especialmente importantes: el grado de aislamiento térmico que proporcionan suelos, paredes, cubierta, puertas y ventanas; el sistema de ventilación elegida y sus mecanismos de control y los posibles sistemas de refrigeración y/o calefacción que se puedan instalar.

Instalaciones modernas, bioseguridad y bienestar animal

En general, unas instalaciones coherentemente renovadas favorecerán la obtención de mejores resultados productivos. Si bien podrían interpretarse como un gasto caro, tanto de implantación como de mantenimiento o renovación, se debe ver como una inversión tanto a corto como mediano plazo.

Las principales instalaciones de una granja porcina se dan en el denominado sistema de ciclo cerrado (se recurre al ciclo cerrado para contemplar todos los estados fisiológicos y tipos de cerdos posibles) y son: Gestación (incluyendo cubrición), maternidad, destete/ transición y crecimiento y engorde.

Todas las granjas disponen además de una zona de cuarentena y/o adaptación para cerdas jóvenes y en algunas, incluso, se pueden encontrar dependencias de menor importancia como la enfermería o espacio para los verracos cuando se trabaja con semen propio. Además de las instalaciones que albergan animales, la mayoría de las granjas cuentan con otros espacios como vestuarios, oficinas, almacén, taller, etc.

En el caso de ampliaciones o reformas a partir de otras instalaciones anteriores, se debe prestar especial atención a la bioseguridad, no solo para no afectar nuestra propia producción al crecer desmedidamente, sino para guardar un equilibrio en la zona y no transgredir las barreras sanitarias que pueden perjudicar al medioambiente y a otras granjas cercanas.

1) Instalaciones de gestación

El galpón de gestación alberga a las cerdas jóvenes desde antes de la cubrición fértil y las adultas desde el destete hasta unos días antes del parto. El alojamiento puede estar diferenciado en dos espacios, uno para las cerdas desde el destete hasta finalizar el primer mes de gestación, una vez constatado el diagnóstico de gestación positivo y otro para el resto de la gestación.

2) Maternidades

La instalación de maternidad está compuesta por un conjunto de salas de capacidad variable, dispuestas, generalmente, en forma de “vagón de tren”. La estructuración en salas obedece a la conveniencia de realizar el sistema “todo dentro todo fuera”, para limpiar la instalación e intentar realizar vaciado sanitario entre dos grupos consecutivos de cerdas. Cada sala consta de un conjunto de plazas de maternidad dispuestas en serie, donde la cerda pare y, tras el parto, convive con su camada hasta el destete. La maternidad es la instalación relativamente más cara de la granja tanto por su alto costo de instalación, como por el de funcionamiento (consumo de energía), por ello el productor porcino debe procurar hacer la máxima y mejor utilización de ésta instalación.

 

 

3) Instalaciones de Destete/Transición

Los lechones suelen permanecer en destete/transición desde que se separan de la madre hasta aproximadamente los dos meses o dos meses y medio de vida (entre 4 y 8 semanas). La instalación se organiza en salas, capaces de albergar a los lechones destetados a lo largo del periodo que dura la etapa de destete/transición más una semana, mínimo, destinada a poder realizar “todo dentro todo fuera”, limpiar a fondo y proceder al vaciado sanitario.

4) Instalaciones para crecimiento y engorde

El crecimiento y engorde suele realizarse en galpones grandes, capaces de albergar – si estos están especialmente acondicionados - a varios cientos de cerdos. Cada galpón puede o no estar dividido en salas y cada sala se compone de un número variable de corrales según sea el tamaño del grupo. Las particiones entre corrales suelen ser de cemento o metal. El suelo de cemento ya sea total o parcialmente, es preferible se encuentre emparrillado.

De esta manera, se ha tratado de resumir las principales características que debe considerar el productor al establecer las instalaciones de su granja porcina, estas consideraciones deben ser coherentes a cada realidad productiva, considerando la línea genética con la que se trabaja y las condiciones particulares del clima en donde nos desarrollemos. Dependerá de respetar el procedimiento normativo dictado por SENASA y del tipo de manejo empleado por cada porcicultor, que su granja crezca, mejoren sus instalaciones y línea genética y, con ello, aumente su rango productivo y rentabilidad.

Bibliografía

SENASA. Procedimiento de Autorizaciones y Registros del Sistema Sanitario Porcino: http:// www.senasa.gob.pe/RepositorioAPS/0/1/JER/ PSAPORCINA_MARCOLEGAL/Procedimiento%20 Autorizaciones%20y%20Registros%20del%20 Sistema%20Sanitario%20Porcino%20APROBADO. pdf.


Tags:

Bookmark and Share IMPRIMIR

Comentarios
Agregar nuevo comentario



Más artículos

Compartir | Programa de alimentación durante la fase de recría de lechones y sus efectos en cerdos de crecimiento-engorde
Experimento donde se evaluó cuatro tratamientos dietarios bajo un Diseño Completamente Randomizado con arreglo factorial 2 x 2.
Dr. Ph.D. Carlos Vílchez Perales - Departamento Académico de Nutrición - Facultad de Zootecnia de la UNALM


Compartir | Efecto de alta fibra en la dieta durante la fase final de gestación de marranas
Dr. Ph.D. Carlos Vílchez Perales - Departamento Académico de Nutrición - Facultad de Zootecnia de la Universidad Nacional Agraria La Molina


Compartir | Enfermedad respiratoria en el porcino
Un enfoque general al uso de expectorantes y mucolíticos en la terapia paralela.
M.V. Williams Olivos - Asesor Técnico de Sanidad Porcina UN Aves y Cerdos - Montana


Compartir | Efecto del amamantamiento en marranas: Desarrollo mamario y productividad
Carlos Vílchez Perales, Ph.D. Departamento Académico de Nutrición – Facultad de Zootecnia - UNALM.


Compartir | Gestión de Recursos Humanos en una granja porcina
Equipo periodístico de Revista Actualidad Porcina


NUESTROS CLIENTES

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

REVISTA DIGITAL

PUBLICIDAD

NUESTROS CLIENTES